Demanda sanción ejemplar contra Odebrecht y sobornados

El dirigente del Partido Revolucionario Moderno (PRM) Eduardo (Yayo) Sanz Lovatón exigió ayer al Ministerio Público de la República Dominicana jugar el rol histórico que le corresponde contra Odebrecht por sus confesas actuaciones ilícitas con las que esta ha afectado los intereses y la imagen del país.

Además de sobornar y sobrevaluar obras, la constructora brasileña trasladó su base de operaciones a tierra dominicana, para desde ahí también corromper en otras latitudes y convertirnos en “la basura de América”.

Sanz Lovatón exclamó en una entrevista en Antena 7, “todos los dominicanos que nos levantamos a trabajar tempranito, como los de la diáspora, tenemos sacrificios y no merecemos que seamos el sinónimo del robo y de la corrupción del continente”.

Mostró su desacuerdo con la reintroducción de Procuraduría General de la República del acuerdo firmado por la empresa Odebrecht, en la que esta admitió el pago de sobornos a funcionarios para ser favorecidos con obras del Estado.

El abogado y político consideró que el criterio de oportunidad es para delitos o infracciones con penas menores de dos años, y “aquí ya el delito se produjo, se admitió y está documentado en otras países, entonces no obedece”, por lo que entiende se deben rescindir el contrato de Punta Catalina y otros vigentes con Odebrecht.

Consideró que hay un ostracismo moral hacia todo el que está vinculado con Odebrecht y que la sociedad, eso lo va a cobrar, por lo que “es a Danilo Medina, al Comité Político del PLD que más le debe interesar demarcarse”.

Juzgó el financiamiento de las campañas políticas como la principal amenaza que tiene la democracia, “estamos avocados a la trasparencia y reformas políticas”, para que el dinero oscuro no siga excluyendo al 90% de la sociedad.

 “Como dominicano, me siento con una gorra verde, con un uniforme verde, porque no es verdad que yo puedo seguir criando mis 4 hijos en este país para que ellos vean que una gente que no sepan hacer un trabajo, que no sepan hacer empresas, no sepan hacer profesión, de buenas a primera lo tienen todo”, concluyó.