CARTA PÚBLICA AL PRESIDENTE OBAMA

CARTA PÚBLICA AL PRESIDENTE OBAMA

Su Excelencia

Barack Obama

Presidente de los Estados Unidos

Washington, DC

USA

Señor presidente, reciba usted nuestro saludos, desde esta soleada y multicolor isla –Republica Dominicana- situada en el mismo trayecto del sol.

Con el derecho que me da, ser hijo de un país y de un pueblo que aprecia, admira y agradece la solidaridad del pueblo de los Estados Unidos, me permito expresar-le mis preocupaciones con relación al contexto geopolítico regional que observo.

Es evidente que cada día Estado Unidos reduce de forma significativa su amistad e influencia entre los pueblos Latinoamericanos, de la misma manera que lo incrementan China, Rusia e Irán, países hasta ayer, prácticamente desconocidos en esta región.

La pregunta es ¿Por qué? Creo que así como todos hemos entendido y aceptado el cambio paradigmático de un mundo Bipolar, a uno unipolar y luego a un mundo multipolar, y de una sociedad industrial a una sociedad post-industrial; no ha ocurrido el debido cambio de paradigma con la política de exterior de los EEUU para adaptarse a los tiempos con sus vecinos de la región.

Cuando -como en el presente- la correlación de fuerzas, la facilidad de comunicación y de transporte global incrementan las opciones, las personas como los países optaran por lo que le sea más conveniente a sus intereses. Y creo que aquí está la esencia del asunto.

Es tiempo de que los tanques pensantes de la sociedad estadounidense desarrollen una nueva «Doctrina de Monroe»; basada en los principios de Amistad, Cooperación y Solidaridad con sus vecinos.

Venezuela, Argentina, Brasil, Bolivia, Ecuador, Nicaragua, ni la misma Cuba, son amenaza hoy contra los Estados Unidos, lo que más quisieran los pueblos de América Latina es tener una cálida y amistosa relación desarrollista con el gran país del norte. Si de algo son una amenaza, es contra una política exterior, que cada vez aleja estos pueblos de su vecino del norte.

Independencia, crecimiento económico, aprovechamiento de sus riquezas naturales y felicidad para sus pueblos es lo que buscan. Un caso paradigmático es el nuestro; amigos incondicionales de los EEUU, sin embargo tenemos un 40% de la población viviendo bajo la línea de la pobreza y un 20% en la indigencia. A eso es que ellos le huyen, como lo haremos nosotros también en un mañana.

Creo, señor presidente, que es tiempo de una nueva «Alianza para el Progreso», enfocada en impulsar el desarrollo, el comercio, la libertad, la justicia y la cultura, especie de Plan Marshall. Que supere en generosidad a la que ofertan otros. Que refleje una nueva cosmovisión del gran país del norte, hacia sus vecinos de esta zona del mundo que también creemos que Dios es nuestra verdad.

Con sentimientos de la más alta consideración y estima.

Milton Olivo

Presidente

Partido Quisqueya Potencia –PQP-

Republica Dominicana.

Facebook Comments