Comunidad RD en NY lamenta fallecimiento comunicadora Saint Hilaire

Comunidad RD en NY lamenta fallecimiento comunicadora Saint Hilaire

Minerva-y-su-esposo-Samboy-NY-300x245Nueva York.- La comunidad dominicana radicada en esta ciudad y otras circundantes han lamentado profundamente el fallecimiento inesperado de la reconocida comunicadora dominicana Minerva Saint Hilaire el pasado miércoles, coincidiendo  en expresar que han perdido un gran ser humano, una luchadora y servidora a carta cabal para los más necesitados, tanto de aquí como en el país caribeño.

  El periodista Amín Cruz, presidente del Congreso Hispanoamericano de la Prensa, informó que Saint Hilaire fue un icono en la urbe, que logró captar ayudas millonarias para niños enfermos y personas necesitadas en la República Dominicana.
El Consulado Dominicano indica que su fallecimiento es una gran pérdida para la comunidad, porque fue una persona que siempre se dedicó a favorecer los desposeídos y lo venía realizando desde hace muchos años, ella será siempre recordada por su obra de bien, manifestó Luis Lithgow.
Darío Abreu, presidente de la filial-NY del Colegio Dominicano de Periodista (CDP) lamentó su fallecimiento, porque además de orientar la comunidad a través de su programa de televisión, también se dedicó hacer trabajos sociales, donde se beneficiaban muchas personas.
El Comité del Dominicano en el Exterior (CODEX), en la persona de su presidente Máximo Padilla, manifestó que ella consagró sus mejores tiempos en ayudar los más necesitados y es una pérdida que la comunidad sentirá por muchos años.
El presidente del Instituto Duartiano en la urbe, el también comunicador César Romero, expresó que su fallecimiento es una pérdida irreparable y su legado será un ejemplo para la comunidad, y ahora nosotros debemos seguir haciendo las cosas buenas que hizo a favor de la sociedad.
Para Juan Estévez, un humilde vendedor dominicano ambulante en una de las esquinas de la avenida Saint Nicholas, aseguró que él y su familia están muy apenados, porque la conocían personalmente y observaban  las cosas buenas que hacía por los pobres.
Carlos de la Vega, productor del programa de televisión de su mismo nombre y que transmite por el mismo canal que ella y su esposo Samboy producen “Con Minerva SOS”, indicó que la comunidad ha perdido una gran mujer y que “las personas buenas no duran”, porque el trabajo humanitario que realizó en vida a favor de los pobres será difícil, no imposible, que pueda ser sustituido.
Silvia Smith, presidenta de Washington Heights Multi Cultural Center de la cual Minerva fue fundadora, sostuvo que ha sido un golpe muy fuerte para ella, que notará bastante su ausencia y recordó cuando el terremoto de Haití cuando fueron a llevar 26 furgones repletos de alimentos, medicina y ropa, porque eso era Minerva trabajo y servicio desinteresado.
El periodista Miguel Ángel Rodríguez, presidente de la filial-NY ACROARTE, institución a la cual pertenecía Saint Hilarie, manifestó que la entidad está de luto ante su fallecimiento.
El activista comunitario, Elías Barrera Corporán afirmó que Minerva se entregaba en cuerpo y alma al servicio de la comunidad de todo corazón y con su muerte perdimos un icono.
Elvys Polanco, promotor artístico internacional, enfatizó que ella fue la primera persona de la prensa que le brindó apoyo desinteresado , junto a Romero Santos el ex de Aventura, cuando se iniciaron en el proyecto “teenager” hace varios años
La comunicadora, conocida como “La Primera Dama de la Televisión”, tenía décadas radicada en Estados Unidos ejerciendo el periodismo televisivo, residía en el exclusivo sector de Yonkers, ubicado en el norte del estado de Nueva York y padecía diabetes crónica que se le complicó con otras afecciones no especificadas y al parecer murió de un infarto.
Fundó y presidió la Fundación Minerva SOS, que se dedicaba a enviar ayudas a niños pobres de dominicana y era propietaria junto a su esposo de la empresa “Ángeles Production´s”, con un estudio propio de televisión en el que grababa los programas y su programa “Con Minerva SOS”.
Será velada este viernes en horas de la tarde en la funeraria Ortiz de Broadway y la calle 190 en Manhattan. Samboy, acongojado, los ojos constantemente humedecidos de lágrimas, contesta las múltiples condolencias que recibe con expresiones entrecortadas, fruto del dolor que se refleja en su rostro. Desde RD ha recibido cientos de llamadas.
Facebook Comments