Convergencia Adaptativa o Convergencia Manejable o ¿Cada quién por su lado?

Convergencia Adaptativa o Convergencia Manejable o ¿Cada quién por su lado?

9x9luisiliecarloPor: Luis Silié.

El autor es comunicador social. Reside en Barcelona.

En un proceso interesante e inteligente, los opuestos al presidente del PRD el Ing. Miguel Vargas, crearon la corriente PRD mayoritaria compuesta por perredeistas in conformes con las evidentes acciones encaminadas a la auto destrucción del partido blanco y eliminarlo como una oposición política digna dirigida «vía satélite» por el lobby del PLD con arreglos en otrora de Leonel Fernández y Miguel Vargas. Llámele como quiera usted, «corbatas azules», arreglos extra partido», «acuerdos económicos» o mire «promesas políticas». Para nada explicar la suerte de los expulsados y que conste que fueron destituidos importantes lideres del partido. Los estatutos del partido bien, los estudia el TSE.

Hoy es una realidad, la corriente PRD mayoritaria que lideran el Ing. Hipólito Mejía y Luis Abimader con un frente amplio y planes concretos; uno hacia dentro del PRD y otro con planes de instaurar una convergencia para crear un frente amplio que tenga fuerza política y de votos, para sacar del poder al Partido de la Liberación Dominicana regente de la cosa pública en el país. Una idea bien concebida, con acciones claras en las intenciones; pero qué de su aplicación en tiempo real, es ahí dónde no entiendo el asunto.

Veamos: Las coincidencias para una confluencia que coincidan ideas de cualquier índole, en este caso política, tienen claramente que ser partidos o movimientos parecidos aunque de origen diferentes, pero siempre de líneas y pensamientos que van a convergir o deberán de dirigirse a una misma dirección con ideas similares a un acontecimiento que tendrán un mismo fin para los participantes o advenedizos, los emergentes, o curtidos en la materia. Primera pregunta, ¿Quién será el que posiblemente iría como presidente? Lógico en un partido legal del grupo o un nuevo a ser creado, entiendo que las normativas electorales tienen que ser un tema a tomar en cuenta. Más allá del análisis visible y fundamental se vislumbra la volatilidad dicen muchos expertos y «videntes» de la política dominicana con ideas claras.

Ni tocar el tema de quién será si Hipólito o Abinader. Porque ese asunto esta en una olla de presión; el uno depende del otro, uno fuera del PRD el otro dentro del partido blanco; ambos con proyectos fuertemente bien creados como si fuéramos o a un nuevo partido, o el control de uno y otro bando. No lo veo claro, pido perdón por mi ignorancia.

Este híbrido político de la Convergencia por estrategia o precaución, los actores con seguidores y proyectos políticos encaminados a llegar a la presidencia del país actuando con mucha precaución, con responsabilidad se dirigen a sus «cuadros» sectorizando con quién esta cada quién, para crear su plataforma de los diferentes proyectos, por uno y otro lado. ¿Equilibrio de fuerzas, tendencias, corriente de los pensamientos políticos, fuerzas para negociar para cuando ganen? Señoras y Señores; estamos abriendo las puertas para otra fuerte división. ¿Cubrirnos las espaldas, si pero de qué o de quién? Unidos si llegaremos, ojo con eso, porque se le seguirá haciendo el juego los adversarios.

Pienso en voz alta, el fantasma de la división, ahora esta disfrazada de estrategia de grupos bien organizados con todos sus parciales, atentos a las líneas de sus lideres que andan juntos, que levantan las manos juntos, etc., etc. Es que a veces no veo bien la explicación de la convergencia y lo confundo con una táctica retórica de emergencia. En realidad tienen los seguidores de cada líder soluciones claras o dispares (¿?) que evite un distanciamiento de los mismos organizadores, porque lo que pudieren converger en esa idea podrían ver las necesidades de cada quién y en realidad sean dispares y anteponer sus propias ideas y dejar bien definido sus complicadas teorías y muchos puntos de vistas. ¿Seguiremos depositando más fe en los líderes actuantes más de lo que merecen, o exigiremos repuestas?

Quiero recordarles un tema que siempre me cautiva, el asunto de las encuestas, recordaos bien, la intención del voto no es triunfo; en las últimas elecciones en todas las encuestas ganaba Hipólito y perdió desde el primer conteo de votos. Esa masturbación mental de las famosas encuestas es solo para los acomplejados e indecisos, y gananciosos en los pensares de los que gustan ganar con encuestas, se gana con votos contados por la JCE. Dejémonos de pamplinas, el dominicano tiene la cédula/conciencia como un instrumento de comida a cambio votos/dinero. Quien tiene el dinero, tiene el poder y si tienes poder y dinero en dominicana ganaras. Las encuestas solo es para deleite de los oídos, los votos para quien tiene los cuartos. Y eso de vergüenza contra dinero, se fue de paseo. Eso es historia, es una quimera.

Y si todo es claro, si las estrategias están sobre la mesa, entonces apelen a la inteligencia de sus seguidores, dejen que cada quien vea las acciones y estrategias y decidir si lo estamos haciendo bien o simplemente seguimos jugando a perder porque no sabemos cómo ganar unidos, respetando a sus leales seguidores y frentes de masas. Mientras el hacha va y viene, un país sin partido de oposición, un gobierno haciendo lo que le venga en ganas y el rancho ardiendo. ¿Unidad o división? Compañeros y compañeras el pueblo dominicano quiere un cambio; hasta el 2040, eso es mucho.

 

Facebook Comments