El Papa arremete contra un mundo que lleva a tragedias como la de Lampedusa

EL PAPA FRANCISCO PIDE EN ASÍS QUE EL DOLOR SEA ESCUCHADOROMA, 4 Oct. (EUROPA PRESS) –

   El Papa Francisco ha arremetido contra un mundo «al que no le importa si hay niños que mueren de hambre o gente que tiene que huir de la esclavitud» y que «muchas veces encuentran la muerte», como ha ocurrido este jueves en Lampedusa. Así se ha pronunciado durante su encuentro con los pobres asistidos en la Cáritas de la sede arzobispal de Asís, donde se encuentra de visita este viernes, fiesta de San Francisco de Asís.

    En un segundo discurso improvisado, el Papa se ha dirigido a las personas atendidas en Cáritas que, según ha remarcado, «han sido despojadas» por un mundo «salvaje que no da trabajo, que no ayuda y al que no le importa si hay niños que mueren de hambre en el mundo, familias que no tienen comida, gente que tiene que huir de la esclavitud y del hambre, para buscar la libertad y que muchas veces encuentran la muerte».

Asimismo, el Papa ha rechazado a los «cristianos de pastelería» que son los que quieren hacer «un cristianismo un poco más humano, sin cruz, sin Jesús, sin despojo».

En este sentido, ha alertado del «grave peligro» de la mundanería. «El cristiano no puede convivir con el espíritu del mundo» ha señalado, para insistir en que «la mundanería lleva a la vanidad, a la prepotencia, al orgullo» y en que la idolatría es «el pecado más fuerte».

Facebook Comments