Los inmigrantes ya no son bienvenidos en España; pero el dinero robado si

Guillermo Morales--http://legalcity.es

 

Guillermo Morales–

        legalcity.es

 

No habían policías rastreando el Mediterraneo ni señores de la aduana pidiendo papeles, ni cartas de invitación, ni visados, ni cuestionarios interminables hechos por funcionarios para ver “a qué viene a España”, aún cuando el origen del cargamento fuera del llamado “Tercer Mundo”.  No hubo investigaciones para saber si el pasaporte estaba en regla o si se tenían penales o si la carga tenía alguna “enfermedad transmisible”.  Pero el recibimiento ha sido más pomposo que a un Jefe de Estado: el tesoro de la fragata ‘Nuestra Señora de las Mercedes’ ha sido bienvenido en España.

Un buen amigo, Miguel Gallardo,  llegó a escribirme sobre el tema: ““Hace poco me enteré que había llegado una inmigración de monedas de oro, plata y caharros de metales preciosos, provenientes del Perú, que habían partido de aquel país hace doscientos años y por problemas del clima no habían llegado antes, pero al parecer las autoridades de inmigración no habían puesto problemas para su entrada en el país”. Y tiene razón.

Es que inmigrantes no, los inmigrantes ya no son bienvenidos ni en España ni en el resto de Europa; una Europa famélica de crisis; salvo que vengan con 70 mil euros al año; según la normativa española o británica. Ya Europa no necesita trabajadores; al contrario, se deshace de su mano de obra cualificada y a la “no cualificada” se le ofrecen facilidades para que se regresen a sus países de origena cambio de regresar, si tuvieran un nuevo contrato de trabajo, pasados los cinco años.

Pero el botín de Las Mercedes sí ha sido bienvenido. ¡Y tanto! El material que ha llegado a España se compone de 500.000 monedas de oro y de plata, así como algunos tejidos, fragmentos metálicos y balas de cañón, cuidadosamente embalados en contenedores por los técnicos españoles trasladados a Tampa (Florida, EEUU).

Pero, ¿de dónde salieron las 17 toneladas de plata y oro de la fragata que naufragó en 1804 en las costas españolas? ¿Acaso  pertenece este tesoro a España?

“Tengo que reconocer que el tema no luce muy bien para los intereses peruanos pero estamos obligados a agotar todas las instancias legales”, dice el embajador de Perú en Washington, Harold Forsyth, quien sostiene que según la Convención de Derecho del Mar, los tesoros que aparecen en aguas internacionales pertenecen al país de origen y que las casi 600.000 monedas de oro y plata, así como otros objetos que componen el tesoro, “fueron acuñados en Perú”.

“Judicialmente, el tema es muy difícil para nuestros intereses porque Estados Unidos tiene un tratado sobre la materia con España, pero el Perú no bajará la guardia”, ha continuado el embajador, asegurando que seguirán “agotando instancias políticas o diplomáticas”.

Por su parte, el presidente de Ecuador, Rafael Correa, propuso a su homólogo peruano, Ollanta Humala, reclamar de manera conjunta a España el tesoro, el cual consideró pertenece a los latinoamericanos. Correa expresó su apoyo a Humala durante su visita oficial a Lima. “Ese oro es de Perú, es de Ecuador, es de nuestra América, también nosotros tenemos que reclamar ese oro”, indicó.

Asimismo, el ministro de Cultura de Bolivia, Pablo Groux, ha pedido a España la parte del tesoro que recuperó de la empresa estadounidense Odyssey correspondiente a las monedas que fueron acuñadas en la Casa de la Moneda de Potosí. El tesoro fue hallado el 18 de mayo de 2007 por la empresa estadounidense Odyssey frente a las costas de Portugal, donde en 1804 naufragó la fragata “Nuestra Señora de las Mercedes”, de la Armada Española, que había partido del entoncesVirreinato del Perú, integrado también por el actual territorio boliviano.

Así las cosas, la polémica está servida y no se sabe cómo acabará. No hay nada claro. Eso sí, lo único claro, tan claro como el agua, es que el oro es bienvenido, pero los inmigrantes no.

Facebook Comments