Neiba, 100 km de montañas y un bosque húmedo virgen

Neiba.- En el Suroeste del país, lindando con la frontera con el vecino Haití, se encuentran algunas de las montañas menos visitadas por los viajeros nacionales y extranjeros. Sin embargo, la belleza de los paisajes que esconden y la riqueza etnológica de las costumbres locales, hacen de estos lugares enclaves naturales y culturales de máximo interés.

Para llegar al lugar hay que salir de Barahona hacia Jimaní y dominando la margen oeste del lago Enriquillo, comienzan los caminos que nos llevan a conocer los rincones naturales y los pueblos recoletos de la sierra de la frontera y sus estribaciones. En la zona que proponemos contamos con tres áreas protegidas extraordinarias: el Monumento Natural Los Cacheos, el Monumento Natural Las Caobas y el Parque Nacional Sierra de Neiba.

Los Cacheos

Este monumento natural abarca una zona de lomas bajas con un característico suelo de corales fósiles del Pleistoceno sobre el que crece un tupido bosque seco tropical. Se encuentra todavía en la Hoya del lago Enriquillo, justamente bajo las estribaciones de la sierra de Neiba y es la antesala natural de esta espectacular formación montañosa. Son realmente impresionantes sus formaciones de cactáceas creciendo entre los mismos corales que abandonó el mar en su retroceso hace miles de años.

Las Caobas

Este monumento natural es un área protegida especial, pues está conformada por las estribaciones del Sur de la Sierra de Neiba y tiene además un bosque de transición con elementos florísticos de características, tanto del bosque seco como de ambientes más húmedos. Quienes visitan el área protegida pueden disfrutar de vistas espectaculares sobre el lago Enriquillo y el llano de Neiba.

Sierra de Neiba

Este parque nacional es el plato fuerte de este recorrido eco-turístico, pues las montañas del área protegida se extienden a lo largo de 100 Km. en dirección Noroeste-Sudeste, lindando con Haití, con una altura máxima de 2.260 metros en el Monte Neiba.

Una de las áreas más interesantes es el bosque nublado que se encuentra en la cima de sus montañas. Este lugar conserva un bosque húmedo completamente virgen donde se localizan interesantes especies vegetales únicas, con toda su particular fauna asociada. Para conocer este lugar se recomienda usar un buen vehículo todo terreno, pues hay que recorrer un camino de montaña que atraviesa completamente la sierra.

25 ene/amodom/ accessdr.com

Facebook Comments