Ven PRSC tiene una gran oportunidad para elecciones de 2016

Ven PRSC tiene una gran oportunidad para elecciones de 2016

reformistas
R. Brito
Santo Domingo.-El Partido Reformista Social Cristiano (PRSC) tiene una gran oportunidad de salir airoso en las elecciones de 2016 si mantiene la unidad y logra postular buenos candidatos a la Presidencia de la República, al Senado, Cámara de Diputados y los Ayuntamientos.

A esto se suma, cumplir a pie juntillas con la meta trazada por la actual dirección del PRSC que encabeza su presidente, Federico Antún Batlle (Quique), de organizar el partido en todo el territorio nacional y en las filiales del exterior para conseguir una estructura fuerte que de soporte y apoyo a los candidatos en las diferentes demarcaciones.

Para los analistas políticos, el escenario electoral favorece notablemente al reformismo, tomando en cuenta el desgaste del oficialista Partido de la Liberación Dominicana (PLD) y la división que acaba de sufrir el Partido Revolucionario Dominicano (PRD), lo que lo deja fuera de competencia en los comicios que se avecinan.

El Partido Reformista tiene figuras con mucho liderazgo en las diferentes provincias y municipios que le permiten atraer a una parte importante de los electores.

Se trata de dirigentes con prestigio personal, capacidad y sobre todo confiables, que se han ganado el respeto de los ciudadanos en sus respectivas comunidades, lo que le asegura al PRSC recuperar o conservar plazas electorales importantes, como el Distrito Nacional, Santiago, La Altagracia, La Romana, Puerto Plata, Santiago Rodríguez, San Cristóbal, Barahona, San Pedro de Macorís, Monte Plata, Azua, Peravia, San Juan de la Maguana, Duarte, Sánchez Ramírez, María Trinidad Sánchez, Samaná y otras.

Sin incluir los presidenciables –Quique Antún, Amable Aristy Castro, Osiris De León y Víctor –Ito- Bisonó– en las boletas congresuales y municipales, los reformistas cuentan en el Distrito Nacional con figuras de la talla de Johnny Jones, Sergia Elena de Seliman, Aristídes Fernández Zucco, Louis Bogaert, Miguel Bogaert, María Rosa Belliard, Modesto Guzmán, César Dargam, Marino Berigüete, Virgilio Álvarez Bonilla, entre otros. Todos tienen la capacidad y el liderazgo para figurar en las boletas del reformismo. Lo mismo Omar de Marchena y Eddy Alcántara en la provincia Santo Domingo.

Y ni hablar en Santiago, la segunda plaza electoral, donde tienen a dirigentes valiosísimos como José Enrique Sued, varias veces alcalde de esa ciudad; Máximo Castro Silverio; Marino Collante y Papito Cruz, los dos primeros diputados por varios períodos consecutivos y el último regidor y presidente de la sala capitular.

En La Altagracia está cacique y senador casi vitalicio, Amable Aristy Castro, y su hija Karina Aristy, actual alcaldesa, así como numerosos dirigentes con una delatada trayectoria política que le ha permitido ocupar posiciones legislativas y municipales.

Otra plaza importante, San Pedro de Macorís, que con el ex senador Josecito Hazim Frappier y Rafaela Alburquerque, ex presidente de la Cámara de Diputados, trabajando juntos y unidos, logran lo que se proponen.

En La Romana por igual, se podría repetir la hazaña del 2010, cuando ganaron la alcaldía y por poco se llevan la senaduría. Ahí es determinante el liderazgo del ex presidente del partido, Carlos Morales Troncoso, del ex senador Frank Martínez y del diputado Pedro Botello.

La Vega es también una plaza sumamente importante y estuvo controlada por muchos años por el reformismo. Allí está el actual secretario general, Ramón Rogelio Genao, quien ha sido diputado por varios períodos de manera consecutiva, lo que ha demostrado con ello un sólido liderazgo.

Y ese escenario de liderazgo reformista con probabilidades de éxito también seda en provincias donde tienen su base y plataforma política dirigentes como Luis José González Sánchez, en Jimaní; Yiye Fernández y Mercedes Osorio de Fernández, provincia Duarte; Reynaldo Lora (Rey), La Vega; Mirelys Uceta, en Dajabón; Héctor Rodríguez Pimenel, en Montecristi, Benny Metz, en San Cristóbal, y otros.

En las circunscripciones del exterior tienen al empresario Carlos Gómez, en Nueva York, y Ricardo Espaillat en Miami, Florida. Ambos fueron candidatos en las pasadas elecciones congresuales y municipales y a decir verdad, jugaron roles extraordinarios.

Hay que señalar, sin embargo, que el PRSC no es todo color rosa. También tiene sus focos rojos o debilidades en algunas provincias y justamente eso es lo que busca la dirección del partido de superarlos con el proceso de organización y reestructuración que se está llevando a cabo, de manera que quienes asuman el liderazgo de la organización en esas comunidades sean personas que gocen de prestigio y confianza de la gente para levantar el partido fundado por Joaquín Balaguer.

Facebook Comments