Alimentos que atentan contra tu figura

Alimentos que atentan contra tu figura

Tener la figura ideal muchas veces requiere que nos pongamos ropa de combate y aprendamos a identificar al “enemigo”. Sí, debemos disciplinar nuestro cuerpo, y muy especialmente nuestra boca, para no caer en las tentaciones que traerán esas libras de más que no queremos.

Existe una larga lista de alimentos que consumimos casi a diario, cuyo aporte nutricional es prácticamente nulo, pero que nos hacen engordar.

La nutrióloga clínica Annie Veloz nos dice cuáles son y por qué debes evitarlos si entre tus objetivos del año se encuentra mantener tu peso a raya.

Papas fritas. Es lamentable el hecho de que las papas fritas estén en esta lista de alimentos que nos hacen engordar, pero la verdad es que, según nos cuenta Annie, están compuestas de “hidratos refinados, grasos y aditivos” que “al freírse se deshidratan y absorben grasa” (esto incluye las botanas en bolsas o “papitas”), grasa que es incompatible con una figura esbelta. Si eres amante de las papas, trata de prepararlas en casa de una forma más saludable.

Refrescos. Son una bebida muy popular pero con mucha azúcar. Una botella pequeña de 400 ml de refresco (unas 13 onzas y media) puede contener hasta 42 gramos de azúcar, para un valor calórico de 170 kilocalorías. Mucho, ¿verdad? Además, los refrescos también contienen cafeína y fósforo, que interfiere en la absorción del calcio.

Pan y galletas. Son hechos de harina refinada y azúcar y, por lo tanto, enemigos de la dieta. Mejor los integrales.

Comida rápida. En este renglón desfilan la pizza, las hamburguesas y otros alimentos similares que solemos comer fuera de casa. Están hechos de harina refinada y grasa.

Pastas. Por sí solas son buenas, “el problema está en las salsas y los acompañamientos” indica Veloz. Éstos aumentan considerablemente su valor calórico.

Embutidos y carnes rojas. Este grupo tiene la particularidad de contener mucha grasa saturada (la cual favorece el aumento del colesterol malo en la sangre –LDL), sodio y muchas calorías por lo que su consumo debe ser moderado.

Chocolates. El cacao es saludable, pero al ser procesado obtenemos como resultado un producto con gran cantidad de grasas saturadas y azúcar.

Postres. Veloz afirma que los dulces, al igual que el chocolate, “provocan una sensación de bienestar por lo que se consume más cantidad aún sin tener hambre”. Por otra parte, contienen harina y azúcar, el dúo más peligroso para los que quieren controlar su peso.

¿Y la comida frita? Empanadas, bollos, etc., son un gran enemigo de tu figura. Annie explica que aunque la grasa le da un sabor muy atractivo a este tipo de alimento, al contener grandes cantidades de grasa saturada (presente en aceites de origen vegetal como el de coco o palma) pueden afectar “seriamente el sistema cardiovascular y todo nuestro organismo disminuyendo las expectativas de vida y aumentando las probabilidades de múltiples enfermedades”.

Vida sana. Una alimentación balanceada es la clave para tener éxito con las dietas que deben ser acompañadas con actividad física (ejercicios, baile o deportes…)

 

Por LAURA RODRÍGUEZ

HOYDIGITAL

Facebook Comments