Asalto masivo de inmigrantes clandestinos a España

 

_ceuta_a8ac1b6f

 

Cerca de 200 inmigrantes clandestinos procedentes de África cruzaron ayer martes de madrugada la frontera entre Marruecos y los enclaves españoles de Ceuta y Melilla, donde hubo siete heridos, anunciaron las delegaciones del gobierno en ambas ciudades.

 

(AFP).- Cerca de 200 inmigrantes clandestinos procedentes de África cruzaron ayer martes de madrugada la frontera entre Marruecos y los enclaves españoles de Ceuta y Melilla, donde hubo siete heridos, anunciaron las delegaciones del gobierno en ambas ciudades.

“Unos tres centenares de inmigrantes subsaharianos han asaltado la valla perimetral de Melilla sobre las 6 de la mañana con 30 minutos, hora local. En un primer balance, según los datos disponibles en este momento, se calcula que podrían haber conseguido acceder algo más de un centenar”, informó la delegación del gobierno en un comunicado.

“Los asaltantes han conseguido tirar completamente la valla fronteriza y han entrado con gran violencia, lanzando objetos contra las fuerzas de seguridad que intentaban rechazar el asalto”, añadió.

En las imágenes difundidas por la Guardia Civil se observa cómo un nutrido enjambre de inmigrantes escala la primera reja, de unos seis metros de altura, y luego otras dos más bajas que poco a poco van cediendo por el peso.

“En el asalto han resultado heridos seis guardias civiles y un inmigrante, que ha sufrido una posible fractura en una pierna tras la caída desde la valla” y que ha sido hospitalizado, precisó la Delegación.

“Son aproximadamente 40 metros de valla que han sido destrozados”, precisó el delegado del gobierno en Melilla, Abdelmalik El Barkani, a la prensa, añadiendo que los desperfectos deberán repararse antes del miércoles.

En manos de la Policía

La policía se ha hecho cargo de los inmigrantes, que serán ahora trasladados al Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes (Ceti), que acoge ya a casi del doble de internos de su capacidad (480 personas).

Melilla constituye, junto con Ceuta, otro enclave español en la costa septentrional marroquí, las dos únicas fronteras terrestres entre la Unión Europea y África.

En Ceuta, unos 350 inmigrantes de origen subsahariano intentaron entrar en el enclave por el espigón de la zona fronteriza de Tarajal. 91 de ellos lo consiguieron, indicó la delegación del gobierno de la ciudad autónoma.

“Es el mayor asalto desde el año 2007”, precisó el portavoz de la delegación, mostrando inquietud porque “en los montes próximos a la frontera hay aproximadamente una bolsa de 700 inmigrantes subsaharianos esperando entrar” en España.

Las 91 personas, en buen estado de salud, fueron conducidas al Ceti de Ceuta que acoge actualmente a 750 personas aunque solo tiene capacidad para 512.

Según este portavoz, la inmigración aumentó este año respecto al anterior, especialmente por la pobreza, pero también por los conflictos en África.

En los últimos meses se han producido numerosos intentos de cruzar la frontera, en ocasiones salpicados por incidentes con la policía.

El pasado 11 de marzo, 25 personas fueron heridas en Melilla, entre ellas un camerunés de 30 años que falleció por esas lesiones.

 

España con dificultades

Abdelmalik El Barkani, había subrayado en mayo las dificultades de las autoridades españolas para responder a la fuerte presión migratoria a la puerta de estos dos enclaves, después que el flujo de inmigrantes clandestinos procedentes del África subsahariana se haya desplazado hacia el oeste de Marruecos desde finales de los años 2000, tras haber utilizado la vía marítima hacia el archipiélago de las Canarias.

“Las distintas circunstancias que concurren en los últimos meses y años, en el tema del Sahel y la primavera árabe, así como el plan que se diseñó para erradicar la inmigración que llega a través del Atlántico a España, han modificado estos flujos”, había explicado entonces.

 

 

18sep/amodom

Facebook Comments