Cabarete es el paraíso para navegar con vela ligera

Cabarete es el paraíso para navegar con vela ligera

Navegantes españoles descubrieron la Hispaniola hace más de cinco siglos. Hoy son de Canadá, Estados Unidos, Alemania, Reino Unido… quienes aprovechan las condiciones naturales del país para recorrer sus costas.

En Cabarete, los barcos de vela ligera no motorizados navegan regularmente. Pertenecen al tipo de veleros que empiezan su actividad en tierra y la finalizan de la misma forma.

El pequeño velero tipo “laser” fue diseñado en 1970 por Bruce Kirby e Ian Bruce con la idea de que pudiera transportarse sobre el techo de un automóvil, como las tablas de windsurfing. Esta embarcación de doce pies, para un único tripulante, es muy utilizada en la playa de Cabarete.

Aprender a navegar

Aprender a navegar en estas embarcaciones ligeras y practicar este deporte es un entretenimiento accesible para la mayoría de las personas

y una interesante forma de encuentro con el mar.

Para los niños y aquellos que se inician en el deporte, las escuelas ofrecen el Optimist. Un velero de 8,25 pies de eslora, ideal para aprender a navegar ya que es muy estable y fácil de maniobrar. Como se puede pilotar en un amplio abanico de condiciones se ha convertido en el velero de competición por excelencia para chicos de hasta 15 años de edad.

En Cabarete el velerismo se practica en las seis categorías que existen, cuyas diferencias radican en el tipo de embarcación y en el número de participantes. Para navegar a vela es necesario cumplir a pie juntillas las normas de seguridad. Por ejemplo, en todas las categorías se señala que el peso máximo del equipo de cada deportista mojado, no debe sobrepasar las 33 libras, teniendo en cuenta que deben usar obligatoriamente chaleco salvavidas, además de que el velero pasa por rigurosos controles para verificar que esté en perfecto estado.

Buenas condiciones físicas

Los navegantes tienen que estar en buen estado físico porque se usan mucho las piernas, el abdomen, los brazos y la espalda, para dominar las condiciones de oleaje y viento de la zona. De hecho, las condiciones de viento le han merecido a Cabarete un reconocimiento internacional y la decisión del Ministerio de Turismo ha incluido disposiciones especiales en el Plan de Ordenamiento Territorial de Cabarete para proteger los flujos de viento.

Una escuela

Desde el 2003, la escuela Carib Wind Center ofrece cursos de vela a principiantes y avanzados. Tienen un paquete de instrucción en la bahía durante cuatro horas y media por 300 dólares, aunque recomiendan entre seis y ocho horas para tener un manejo inicial del deporte.

En verano, durante el mes de julio, ofrecen campamento para niños en el que se les enseña el manejo del Optimist. En el Laser Training Center se ofertan cursos para obtener la licencia con la que se permite navegar veleros. También ofrecen clínicas; es decir, entrenamientos en grupos de tres o cuatro días.

 

ACCESSDR

Facebook Comments