Dominican Wings, alas de esperanza

 

avion-dw-en-miami-1-1

 

Jose Rafael Paula Sosa

Más allá de la novedad  de participar en un “vuelo 0” por parte de una aerolínea nacional, Dominican Wings, (Alas Dominicanas) a territorio norteamericano, el primero en 22 años que lleva los colores de la bandera nacional a ese país, más allá de disfrutar del tradicional “Arco de Agua” formado por los chorros de los camiones de bomberos del Aeropuerto Internacional de Miami cuando al Air Bus A320,  rodaba estrenando la pista 7 para un aparato dominicano de última tecnología, con soporte técnico europeo, y una tripulación multinacional, lo que supone para turismo que se pueda contar con el servicio de vuelos desde y hacia EU y Canadá, – dos destinos de envió turistas fundamentales para la economía nacional, más allá de la historia no conocida, conformada por apoyos del momento, por rechazos de ciertos despachos a recibir sus ejecutivos para aprobar el proyecto en una demostración olímpica de rechazo a las propias metas oficiales en turismo, más allá del orgullo que debe adornar a cada dominicano por poder lograr esta  expresión de certidumbre en el marco de una industria compleja y exigente para con sus gestores, por sobre la  creencia en que los dominicanos podemos volver a tener una aerolínea de primer nivel que refuerce la meta de los diez millones de visitantes anuales, tras todo ese menjurje de condiciones inusuales,  al final del camino, distantes los requisitos del trabajo profesional que como periodistas nos corresponde, lo que queda en el fondo, la  inmensa demostración de fe y valor que hay que tener para incursionar en una actividad de altísimo estandar técnico, presupuestal y de servicio, para entregar al país lo que había perdido: la vigencia de una línea aérea orgullosamente criolla, con inversionistas nacionales, en alianza con empresarios internacionales) para decir con el orgullo que tenemos  unas muy propias Alas Dominicanas.

No se trata de hacer una crónica del primer vuelo del vuelo , el 233 de Dominican Wings, que nos hizo aparecer en los carteles luminosos de llegadas y salidas del Aeropuerto de Miami (que ofreció una bienvenida y una despedida  memorables a estos viajantes en debut) sino de tener una idea aproximada de lo que esta iniciativa valiente supone para el país, ahora –y afortunadamente-  con autoridades de Aviación Civil, en conciencia y consecuencia de lo que debe suponer el respaldo a esta iniciativa.

 

Facebook Comments