El Embajador de España en Haití durante el terremoto recibe reconocimiento

Port-au-Prince, 11 de febrero de 2012.- El actual embajador de España en la República de Paraguay, Juan Fernández Trigo, y anterior embajador de España en Haití en el periodo comprendido entre 2007 y 2011, ha sido distinguido con una condecoración especial, otorgada por el Gobierno de Haití, por los servicios prestados durante la duración de sus responsabilidades como alto funcionario diplomático en el país caribeño.

En este sentido, el presidente de la República de Haití, Michel Martelly, entregó la condecoración especial a Fernández Trigo, durante un emotivo acto celebrado en Puerto Príncipe el viernes, 10 de febrero. En el acto, se resaltaron las labores del Embajador en defensa de la democracia y de la promoción de las libertades durante el último proceso electoral que vivió Haití.

Fernández Trigo señaló que “ha sido una empresa colectiva en la que la comunidad internacional desempeñó un importante papel. Creo que el presidente es un hombre de palabra que se ha comprometido con su pueblo para mejorar sus condiciones de vida y que, a día de hoy, sigue comprometido con este objetivo”.

Fernández Trigo, quien agradeció al presidente su defensa y apuesta por la democracia, fue una de las personalidades que lideraron a la comunidad internacional para mostrar su descontento y exigir transparencia durante las últimas elecciones celebradas en Haití. En ellas, siendo presidente en funciones, René Préval, el Consejo Electoral Provisional (CEP) señaló como vencedores de la primera vuelta -28 de noviembre de 2010- a Mirlande Manigat y al oficialista, Jude Celestine, yerno de Préval. Sin embargo, se demostraron manipulaciones que, sumadas al informe emitido por la Organización de Estados Americanos (OEA), obligaron a Préval a reconocer las irregularidades y la derrota de su partido en esta primera vuelta.

Fernández Trigo permaneció casi cuatro años en Haití, en los que mostró su compromiso y su cariño hacia los haitianos, y en los que tuvo que vivir la experiencia del terremoto que asoló la isla el 12 de enero de 2010 y en el que fallecieron más de 300.000 personas.

El presidente de Haití, Michel Martelly, señaló que “este reconocimiento se le concede por su labor personal, pero a la vez quiere ser un símbolo de agradecimiento a la comunidad internacional por escuchar la voz del pueblo, y de gratitud del Gobierno haitiano a la labor de España por su apoyo a la defensa de la democracia y su contribución al fortalecimiento institucional de la República de Haití”.

El agradecimiento del pueblo haitiano a España ha sido siempre patente, poniendo de manifiesto la buena relación entre ambos países. De esta forma y en señal de gratitud, España fue el primer país visitado por Martelly tras su toma de posesión en mayo de 2011, viaje de trabajo en el que tuvo oportunidad de trasladar personalmente este mensaje a Sus Majestades los Reyes de España, Don Juan Carlos y Doña Sofía; al entonces presidente del gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, y a la ex ministra de Asuntos Exteriores, Trinidad Jiménez.

Desde el Gobierno haitiano, se destaca que España es el tercer mayor fondo bilateral de Haití (más allá de las organizaciones multilaterales), siendo el proveedor más grande de la Unión Europea y formando parte del G-12 de los principales donantes.

Las acciones de cooperación española se desarrollan principalmente en los departamentos del Sudeste (Jacmel), Oeste (Puerto Príncipe) y Centro, extendiéndose, después del terremoto, a la frontera con República Dominicana. Siguiendo esta línea, las ayudas oficiales al desarrollo brutas en 2010 ofrecidas por España, según datos del Plan Anual de Cooperación Internacional, se han distribuido de manera que el 56,01 % se destinó a labores de acción humanitaria, el 32,35 % a otros ámbitos y, luego, porcentajes diversos que contemplan las áreas prioritarias de actuación en el país caribeño como desarrollo rural y lucha contra el hambre (2,87 %), educación (2,33 %), crecimiento económico para el desarrollo humano (2,09 %), gobernabilidad democrática (1,61 %), agua y saneamiento (1,11 %), o salud (0,83 %).

El Gobierno de Haití destaca que España ha mostrado siempre su solidaridad con Haití, apoyándolo antes –ya en 2005 fue designado como país prioritario para la cooperación española- y después del terremoto, con un total de $ 305 millones que fueron desembolsados entre 2010 y 2011.

Facebook Comments