¡El PLD necesita un nuevo relevo político!

¡El PLD necesita un nuevo relevo político!

 

Por Olga Capellán.-

 

Si bien es cierto que el Partido de la Liberación Dominicana (PLD) está lleno de valiosos cuadros políticos de diversas categorías, no menos  cierto es que estos dirigentes no cuentan con gran popularidad como para ir a una contienda electoral para  alzarse o mantener el poder gubernamental, es de ahí el pugilato entre los dos  principales líderes de esa organización política, siendo ellos: el Dr. Leonel Fernández, ex presidente de la nación y el Lic. Danilo Medina, actual mandatario, jefe del gobierno, en aras de retener el control del gobierno central más allá del 2016.

Leonel Fernández, un hombre ambicioso por naturaleza que ha sido 3 veces presidente de la República Dominicana y que aspira a volver de nuevo a sentarse en la silla de alfileres, en cambio Danilo Medina, actual mandatario del país, que a pesar de haber jurado no tener aspiraciones continuista al llegar al poder el 20 de Agosto del 2012, ha dado marcha atrás a sus palabras al reconocer el lado débil de su partido y ahora pretender de nuevo presentarse como candidato reeleccionista con la finalidad de que su partido permanezca frente a los asuntos del Estado, a pesar de que la Carta Magna se lo prohíbe.

Leonel Fernández, quien tiene su ambición por  volver a ser presidente, en este país le será  muy cuesta arriba, debido a la gran taza de rechazo que tiene ante el pueblo (no de su partido) al ser ampliamente cuestionado por los desmesurados actos de corrupción en sus gobiernos, que se les indican tanto a él, así  como a gran parte de sus cercanos  colaboradores, inclusive a él también se le acusa de haber andado de las manos de confesos narcotraficantes nacionales é internacionales, entre ellos el propio Quirino Ernesto Paulino Castillo, quien ha revelado picantes detalles sobre su relación económica con el ex mandatario, Arturo del Tiempo Márquez, quien guarda prisión en una cárcel de máxima seguridad en España, Nelson Solano Guzmán, extraditado a los Estados Unidos, entre otros no menos peligrosos.

Pero en el PLD, Leonel Fernández, es quien toca la música y por lo tanto los demás dirigentes tendrán que bailar al ritmo que el ex mandatario haga sonar, incluyendo al propio Danilo Medina, quien a pesar de tener el poder gubernamental no cuenta con el apoyo de la dirigencia del partido morado, ni siquiera en el Congreso Nacional, siendo este la piedra angular para erigir una nueva Reforma Constitucional, además Medina tendrá que agradecer a Fernández, el haberlo hecho con su poderío económico presidente del país en las elecciones pasadas del 2012, a pesar de la carencia de un definido  liderazgo político que en aquellos momentos presentara como tal.

Sin embargo y a pesar de todos estos inconvenientes, la lucha por una reelección se mantendrá, ya que así lo decidieron altos funcionarios gubernamentales temerosos de perder sus posiciones, porque es la única forma de mantener ese status y poder adquisitivo, adquirido mediante las instituciones y ministerios que dirigen.

Danilo Medina, tampoco ha observado que el PLD tal como partido nunca ha subido al poder, sino orquestado primero por del Dr. Joaquín Balaguer y luego cargado de los hombros de minúsculas organizaciones políticas que han servido de aliados, no al partido de gobierno, sino a la persona de Leonel Fernández, muestra de ello lo ha sido la ruptura de la dinastía Castillo y su Fuerza Nacional Progresista FNP, y de seguro que saldrán otros de esa alianza económica de la súper vivencia corruptiva.

Fuera de Fernández y de Medina, el PLD no cuenta con un liderazgo político definido, es por ello que la Reforma Constitucional tiene que pasar para mantener el poder, conscientes ellos de su carencia dirigencial pretenden violentar la Carta Magna, aún sabiendo de la aberración a que la misma será sometida.

La iglesia católica y otras religiones, y la sociedad civil del país están opuestas a que se profane la Constitución cada vez que el presidente de turno así lo desee, pero no solo éstas claman por el respeto a la misma, además, claros han sido los pronunciamientos de diversas personalidades sobre este engorroso tema, incluyendo al Embajador de los Estados Unidos, James Brawster, quien dio su opinión acerca del mismo, diciendo que su país se opone a cualquier Reforma Constitucional con fines meramente reeleccionista en el continente, ya también lo había dicho John Kerry, Canciller del gobierno de Barak Obana, se había pronunciado al respecto.

Ellos no están interviniendo en los asuntos internos del país, porque si bien es cierto que la República Dominicana es un país soberano y que tiene autodeterminación, también es cierto que el gobierno norteamericano está enviando un meta mensaje a los políticos del patio nacionales, por si intentan vulnerar la tranquilidad ciudadana en ese afán de permanecer en el poder por encima de la voluntad popular, que ya está cansado de la política errónea de un gobierno que solo ofrece más de lo mismo, pero que no resuelve las necesidades del pueblo.

Ellos también han visto que los gobiernos del PLD han sido un fracaso en materia económica, seguridad ciudadana, salud, combate al narcotráfico, y a la corrupción, y en cuanto a la  repartición de la riqueza existente, porque también a ellos les afecta, cuando numerosos ciudadanos dominicanos  intentan llegar a su territorio de manera ilegal, tratando de escapar a las diversas situaciones difíciles por la que atraviesan en  el país.

República Dominicana no puede continuar siendo el hazme reír latinoamericano por ambición de los gobiernos de turno, que cada 4 años influyen con el poder político y económico para cambiar los preceptos y el contenido constitucional de la Carta Magna, que nos rige y que nos identifica como país democrático.

Es por ello que si el Partido de la Liberación Dominicana no construyó a tiempo un liderazgo político de relevo, tendrá que apurarse en hacerlo é intentar por la vía democrática para que permanezca en el poder durante los 40 años  consecutivos vaticinados por el propio Leonel.

Facebook Comments